CREER EN TI: UNA REFLEXIÓN NAVIDEÑA

“Si pudiste creer en santa durante 11 años, puedes creer en ti más de 1 día”

Les puedo jurar que estas imágenes/frases han inspirado más de un post, pero no solo por lo que dicen, sino porque interiorizo lo que veo o leo, empiezo a hacerme preguntas como la que me hice en este caso, ¿ahora si tiene sentido creer en mí?
Qué tan cierta esta sencilla frase cuando nos damos cuenta que tantas veces preferimos creer en todo o todos, menos en nosotros. Dudamos de lo que somos capaces y lo que podemos lograr. Perdemos aquella confianza en nosotros mismos, la que pudimos haber tenido en algún momento o hasta llegamos a creer que esa confianza jamás existió o existirá, que somos incapaces de poseerla. Cuando de pronto llega una simple imagen o frase haciéndonos ver lo equivocados que estábamos.

theblackiesheep

El objetivo de muchos de estos post, es justamente abrir los ojos hacia un camino mejor o abrirle la puerta a alguna herramienta que nos sea necesaria para seguir el camino que deseamos.

Es Navidad y no quise dejar de escribir porque si algo vengo agradeciendo es ser parte de esto, de este blog, de haber tenido la oportunidad de ver un nuevo camino, tomarlo y construir día a día. Hay días en los que dudo, es los que me pregunto si estoy haciendo lo correcto, si debería seguir creyendo en mí y la pregunta ya fue respondida. “Si pudiste creer en santa durante 11 años, puedes creer en ti más de 1 día”. Llevo más de 365 creyendo en mí y en este proyecto, ayudando a otros a creer en sus propios caminos y aunque esta labor está en pañales, sé que no es en vano.

Resultado de imagen para henry ford tanto si crees que puedes

Ahora muchos pueden estar preguntándose, todo bien, pero...
¿Cómo hago para creer en mí mismo? 

Personalmente, unas de las cosas que me ha funcionado para poder confiar en mí, es el perder la vergüenza, dejar de lado el qué dirán, si trabajamos en actuar, decir y pensar sin importar lo que puedan decir de nosotros, podemos dejar de cuestionarnos lo que deseamos hacer y nos centramos más en lo que realmente deseamos. Una vez más, en mi caso, el hacer clown me ayudó a perder la vergüenza, pues se trata de ser tú, no de hacer reír o ser gracioso, sino de ser real y reírte de ti mismo, confiar en lo que está bien para ti.
Otra cosa que me ayudó a confiar en mí misma es repetirme una y otra vez frases o mantras, como ustedes desean llamarlo, que me ayuden a construir mi amor propio, pues alguien que se ama, sabe de lo que es capaz y lo que puede lograr. Conócete y ámate, te darás cuenta así, que puedes confiar en ti siempre.

Si ustedes tienen alguna otra técnica, forma, consejo o se les ocurra algo que funcione en ustedes ¡háganlo! Y si desean, compártanlo, recuerden que nunca sabemos cuándo alguien pueda necesitar leer o sentirse identificado con quien sea.


¡Qué hayan pasado una gran navidad y que todo el amor y felicidad se multiplique por un millón!

Delia Choquehuanca.
Facebook: @theblackiesheep
Instagram: @theblackiesheep

Comentarios

Entradas más populares de este blog

¿A QUÉ EDAD DESPERTAMOS?

PERDONAR = SOLTAR ≠ VOLVER

4 PASOS PARA INICIAR UN GRAN AÑO

Vistas a la página totales